Alastair Grant / GTRES

Cara Delevigne se suma a la lista de acosadas por Harvey Weinstein

Alerta, la historia es dura.

CUORE.ES -

Hollywood está revolucionado y no sin razón: cada vez son más las personalidades que se están atreviendo a hablar y parece que el asunto del productor Harvey Weinstein era una bomba siempre a punto de estallar.

Después de contar con el testimonio de Angelina Jolie y Gwyneth Paltrow parecía que la lista de famosas que aseguraban que les había acosado en algún momento de su vida se había cerrado. Sin embargo, ahora ha sido Cara Delevigne la que se ha lanzado y ha contado su historia.

La modelo, convertida desde hace un tiempo en actriz ha relatado lo que vivió, precisamente, cuando dio el salto de una profesión a otra... Con el fin de inspirar y ayudar a otras mujeres.

"Cuando empecé a trabajar como actriz, estaba trabajando en una película y recibí una llamada de Harvey Weinstein preguntándome si me había acostado con alguna de las mujeres con las que se me veía en los medios. Fue una llamada muy fuerte y desagradable..." Así empieza el relato de Cara que, si te parece fuerte, va a peor.

"No respondí a ninguna de sus preguntas pero, antes de colgar, me dijo que si era lesbiana o decidía estar con una mujer, especialmente en público, nunca conseguiría el papel de una mujer hetero ni sería famosa en Hollywood."

Por suerte, Cara pasó de las amenazas.

Sin embargo, la historia fue más allá, pues la industria debe de ser muy pequeña y todos los caminos llevaban a Weinstein... Especialmente el suyo, que le llevaría a rodar 'Tulip Fever' en 2014 (película en la que también participó Alicia Vikander): "Un año o dos después, fui a una reunión con él en el vestíbulo de un hotel junto a un director para hablar de una película futura. El director se marchó y Harvey me pidió que me quedase y hablase con él. En cuanto nos quedamos solos empezó a presumir de todas las actrices con las que se había acostado y cómo las lanzó a la fama y habló sobre otros temas de carácter sexual inapropiados. Entonces, me invitó a su habitación. Rápidamente lo rechacé y le pregunté a su asistente si mi coche estaba fuera. Ella me dijo que no y que no estaría hasta dentro de un rato y que debería subir a su habitación. En ese momento, me sentí impotente y asustada, pero no quería actuar así esperando haber confundido la situación. Cuando llegué, me tranquilizó encontrar a otra mujer en la habitación y pensé inmediatamente que estaba a salvo. Él nos pidió que nos besáramos y ella avanzó en su dirección. Yo rápidamente me puse de pie y le pregunté si sabía que sé cantar. Y empecé a cantar... Pensé que mejoraría la situación... Más profesional... Como una audición... Estaba muy nerviosa. Después de cantar repetí que me tenía que marchar. Él me acompañó a la puerta y la bloqueó con su cuerpo, intentó besarme en los labios. Yo lo paré y conseguí salir. Aún así mantuve el papel en la película y siempre pensé que me lo dio por lo que ocurrió. Desde entonces, me sentí fata por haberla hecho. Sentía que no merecía el trabajo. Era muy reacia a hablar del tema... No quería hacer daño a su familia. Me sentía culpable, como si hubiese hecho algo malo. Estaba, además, aterrorizada, por que esto le hubiese pasado a muchas mujeres que conozco pero que ninguna hubiese dicho nada por miedo."

Una historia terrible que se suma a las muchas que están saliendo a la luz: tantas, que el FBI ha emprendido una investigación sobre el caso para intentar esclarecer lo ocurrido durante tantos años. 

 

When I first started to work as an actress, i was working on a film and I received a call from‎ Harvey Weinstein asking if I had slept with any of the women I was seen out with in the media. It was a very odd and uncomfortable call....i answered none of his questions and hurried off the phone but before I hung up, he said to me that If I was gay or decided to be with a woman especially in public that I'd never get the role of a straight woman or make it as an actress in Hollywood. A year or two later, I went to a meeting with him in the lobby of a hotel with a director about an upcoming film. The director left the meeting and Harvey asked me to stay and chat with him. As soon as we were alone he began to brag about all the actresses he had slept with and how he had made their careers and spoke about other inappropriate things of a sexual nature. He then invited me to his room. I quickly declined and asked his assistant if my car was outside. She said it wasn't and wouldn't be for a bit and I should go to his room. At that moment I felt very powerless and scared but didn't want to act that way hoping that I was wrong about the situation. When I arrived I was relieved to find another woman in his room and thought immediately I was safe. He asked us to kiss and she began some sort of advances upon his direction. I swiftly got up and asked him if he knew that I could sing. And I began to sing....i thought it would make the situation better....more professional....like an audition....i was so nervous. After singing I said again that I had to leave. He walked me to the door and stood in front of it and tried to kiss me on the lips. I stopped him and managed to get out of the room. I still got the part for the film and always thought that he gave it to me because of what happened. Since then I felt awful that I did the movie. I felt like I didn't deserve the part. I was so hesitant about speaking out....I didn't want to hurt his family. I felt guilty as if I did something wrong. I was also terrified that this sort of thing had happened to so many women I know but no one had said anything because of fear.

Una publicación compartida de Cara Delevingne (@caradelevingne) el