Jordi Cruz, más tierno que el pan de molde en el 'Chester'

Risto lo ha conseguido. 

VICTORIA LUPIÁÑEZ | CUORE.ES -

Jordi Cruz, en el fondo, es un cachito de pan. Diga él lo que diga. Y si no, que nos lo digan a nosotros después de ver su paso por el Chester de Risto Mejide (43).

El cocinero, recientemente galardonado con su tercera Estrella Michelín (casi nada), se puso cómodo en el sofá y se rompió un poquito para dejarnos ver el corazoncito que hay detrás del jurado más estricto de 'MasterChef'.

 

Sí, es cierto que en el formato tiene el sentido del tacto de un cactus, pero esta vez se ha quitado la máscara y nos ha mostrado su buen fondo, y sus grandes miedos.

Una de las cosas que más ha sorprendido ha sido cuando ha confesado que, en sus años mozos, era malo en todo y que la cocina le salvó "vi que para la cocina sí que tenía talento y decidí focalizar todo lo que tenía en esa disciplina”.

También confiesa que 'MasterChef' le marcó un antes y un después en muchos aspectos. Desde chupar cámara por ser el jurado malote hasta ganarse el título de cocinero guapete: "nunca me llamaron guapo antes de Masterchef". 

Pero no todo fue así de sencillo. Recordemos que este programa lo maneja Risto, y a él le mola meter el dedo en la llaga y lo metió en dos. El primer asalto fue hacia el tema de su relación con su padre.

 

Jordi confiesa que su padre tenía una serie de frustraciones que forjaron ese carácter complicado que tenía y que le tuvo enfadado con el mundo sus últimos años de vida. Que su padre no sabía sentir, y que ambos comparten varios aspectos que el cocinero no quiere para sí mismo. 

Y llegó el momento de la polémica, la acusación de que el tres Estrellas Michelín explotaba a sus becarios. En una entrevista, se puso en boca de Jordi unas declaraciones en las que defendía que los becarios no cobrasen, declaraciones que asegura que nunca salieron de su boca.

 

Y para avivar la polémica, el famoso palacete de tres millones que el Chef compró con su pareja: "¿Sabes quién vive en ese palacete? Mis estudiantes en prácticas". ¿Alguien esperaba que se mordiera la lengua? 

¡Hombre por favor! que es (el guapo de) Jordi Cruz.