GTRES

A Eva Longoria la recta final del embarazo se le hace cuesta arriba

No le gusta que le toquen... La barriga. 

CUORE.ES -

Ahora que faltan solo "semanas" para que Eva Longoria (43) se convierta en mamá, la actriz puede hablar con conocimiento de causa acerca de cuál ha sido la peor etapa de todo el embarazo (el último trimestre, sin dudarlo) y las manías más incómodas que desarrolla la gente en torno a una futura mamá. Vamos, que se le está haciendo muy cuesta arriba. 

"Estoy cansada, incómoda... todo se ha vuelto más grande", ha explicado con cierta resignación a su paso por el programa 'The Late Late Show with James Corden', antes de contar qué es lo que más le molesta acerca de los cambios que ha sufrido su físico, empezando porque le acaricien sin su permiso su barriga. Si es que, ¡para qué tocáis! 

 

It’s not everyday you get serenaded by Will Ferrell 🎤👏🏽 #MyHeartWILLGoOn

Una publicación compartida de Eva Longoria Baston (@evalongoria) el

"Me molesta sobre todo cuando lo hace gente rarita", apuntó en una clara indirecta al presentador británico y al actor Will Ferrell, el otro invitado de la noche, que ya se habían lanzado a tocarle la tripa. "Y lo peor es que el bebé ya puede oír, así que ahora mismo estará escuchando ese horrible acento inglés tuyo", añadió en tono de broma.

Por otra parte, a Eva tampoco le hace gracia que cualquier desconocida se anime a compartir su experiencia dando a luz, sobre todo porque, por norma general únicamente consiguen aterrorizarla.

"Todo el mundo tiene una historia o algún consejo, sobre todo acerca de cómo dar a la luz. Siempre arrancan con la frase: 'Permíteme que te cuente...' y luego empiezan a contarme historias sobre sus vaginas que, honestamente, no me interesan. Así que me toca interrumpirles y decir: 'Ya me las arreglaré, tranquila'".

Sin embargo, en alguna ocasión la actriz (que ya ha confirmado que está esperando un niño) también ha recibido algún consejo valioso, como los que le dio su compañera de reparto en su último filme, 'Overboard'.

"Anna Faris tiene un niño y ya me ha advertido que antes o después me hará pis en la cara mientras le estoy cambiando. Y también me ha recomendado que ponga cereales Cheerios en el inodoro o el orinal para que apunten dentro cuando le estemos enseñando a utilizar el baño", ha explicado divertida.