Kimkardashianwest / INSTAGRAM

El cumpleaños que siempre hemos soñado... ¡Con 'deco' de unicornios!

Las Kardashian sí que saben. 

ROCIO ROBLEDO | CUORE.ES -

Las Kardashian están de celebración. Las ya no tan pequeñas de la casa están de cumpleaños y sus mamis han sabido cómo hacer que pasen un día inolvidable. North West y Penélope Disick cumplen un añito más y como hemos podido ver en las redes sociales de Kim Kardashian (37) y Kourtney Kardashian (39), han disfrutado a más no poder. Normal, es la fiesta que todas querríamos. ¿Por qué? Pues porque ha sido una auténtica fantasía: ¡todo decorado con temática unicornio

¿Imaginas celebrar tu cumple así? Por aquí seguimos salivando y muriendo de amor a la vez porque es demasiado cuqui todo (y en verdad, esas tartas tienen una pinta que pa' qué). 

Donuts, helados, tartas, pastelitos, decoración y hasta un poni con cuerno han tenido las niñas en su fiesta. Vamos, que no podían quejarse. Compruébalo tú misma:

Las pequeñas han celebrado el cumple por adelantado, ya que North los hace el 15 de junio y Panélope el 8 de julio y se ve que con esto de las vacaciones de verano lo han adelantado, que ya sabemos que cumplir años en estos meses es un poco rollo por eso del cole y los amiguis. 

El caso es que por allí se pasó parte del clan, incluida la matriarca Kris Jenner (62), que fiel a sus gafas de sol posó así de lozana con su nieta Dream, la hija de Rob

 

Me and my little Granddaughter Dream, at P and North’s unicorn birthday party! #dreamgirl #lovebug

Una publicación compartida de Kris Jenner (@krisjenner) el

Por supuesto tampoco faltó Kylie Jenner (21), que está hecha toda una madraza y se paseó con Stormi bien pegadita a su cuerpo. Si es que hasta ya viste como una madre. Kylie, cuánto hemos cambiado eh...  

 

happy birthday North & P.. 🖤

Una publicación compartida de Kylie (@kyliejenner) el

Hemos echado en falta alguna foto de Khloé Kardashian (34) con True, pero como ya sabemos que no está el horno para bollos por lo de Tristan y Kanye, mejor pasar desapercibida. Todo lo contrario a la fiesta que sin duda, quedará para el recuerdo. ¡QUÉ FANTASÍA!